DERECHOS ARCO LOPD-GDD

Cuando hablamos de derechos ARCO LOPD nos referimos a los derechos que todo ciudadano tiene reconocidos, en orden a una correcta protección de los datos de carácter personal de los que se es titular.

Los derechos ARCO LOPD son derechos cuyo ejercicio es personalísimo, esto es, solo pueden ser ejercidos por el titular de los mismos y son los siguientes:

 

Acceso

Derecho del titular de datos personales a obtener confirmación de si se están tratando o no datos personales que le conciernen y en caso afirmativo, a obtener entre otra la siguiente información: finalidad del tratamiento, categoría de datos, cesiones de datos, plazos de conservación…

Rectificación

Derecho del titular de datos personales a obtener sin dilación indebida la rectificación de los datos personales inexactos que le conciernan.

Supresión

Derecho del titular de datos personales a obtener sin dilación indebida la supresión de los datos personales que le conciernan siempre y cuando se den una serie de circunstancias.

Oposición

Derecho del titular de datos personales a oponerse a que datos personales que le conciernan sean objeto de un tratamiento basado en intereses legítimos del responsable o en su caso, en la necesidad de cumplir una misión realizada en interés público.

NUEVOS DERECHOS

Portabilidad

Derecho del titular de datos personales a migrar sus datos de carácter personal de un responsable del tratamiento a otro, siempre y cuando se den unas características.

Oposición

(no ser objeto de decisiones individuales automatizadas)

Derecho del titular de datos personales a no ser objeto de una decisión basada únicamente en el tratamiento automatizado, incluida la elaboración de perfiles , que produzca efectos jurídicos en él o le afecte significativamente de modo similar.

Limitación

Derecho del titular de datos personales a obtener la limitación del tratamiento de los datos siempre que se den una serie de circunstancias.

 

Por lo que respecta al ejercicio de los derechos, el interesado deberá ejercerlo ante el responsable del tratamiento, tal y como sucedía con los derechos ARCO LOPD. Sin embargo, la principal diferencia con los derechos ARCO LOPD se encuentra en el plazo de contestación, en consecuencia, el responsable del tratamiento deberá contestar, tal y como establece el artículo 12.3 del RGPD.